Condenados a morir

Por todos es conocido que existe una serie de personajes destinados a determinadas cosas. El caso es que, si sabes que hay personajes que van a ganar desde el minuto uno de la historia, hay otros destinados a morir.Y OJO que contiene algún que otro SPOILER (básicamente porque va de personajes que mueren, así que mejor que no sigas leyendo si no has visto alguna de las películas).

1. El amigo fiel
Personaje secundario por excelencia que, en este caso, compite con el protagonista por algún aspecto crucial en la trama. Generalmente es el personaje femenino quien hace que ambos se disputen sus favores, aunque en otros casos no tiene por qué, puede ser la gloria o fama. A veces no es un amigo al principio del filme, sino un adversario que acaba convirtiéndose en un apoyo moral para el protagonista. Otras veces, es un personaje que ya tiene lo que quiere el protagonista, pero mantienen su amistad por encima de todo. En este tipo, generalmente, mueren por el bien común, se dejan caer o se ponen delante del prota para evitar que se acabe la película. Como por ejemplo, el personaje de Bucky, interpretado por Sebastian Stan, en la película de el Capitán América. El Primer Vengador (2011, Joe Johnston).

tumblr_m6ixjgE1aj1rqiczzo2_500

2. El chico negro de la fiesta
Ese, ese! Ese chico adolescente negro que ha de jugar al baloncesto, cantar rap o bailar bleakdance como si no hubiera mañana mientras se destroza las zapatillas trabajando en un SevenEleven. Ese chico, si Dios no lo quiera, se viera inmerso en una película de asesinos en serie para adolescentes, sería el primero en caer ante el cuchillo bien afilado del Slasher de turno. Son muchos los ejemplos, y aunque sea en clave de comedia, este es el máximo exponente de el negro de la fiesta, de No es otra estúpida película americana (2001, Joen Gallen).

3. El padre del protagonista
En este tipo también vale el hermano, tío, abuelo o cualquier mentor que le sirviera como donante de riñón. Ese hombre que ha sido la única figura paterna que el personaje ha conocido. Tal vez le ha traicionado o le ha perjudicado sin querer, pero lo que es seguro es que tiene  que morir para que el protagonista pueda iniciar formalmente su lucha contra el mal, de lo contrario, no se convertiría en el héroe que logra ser. El Tío Ben del joven Spiderman (2002, Sam Raimi) o el hermano de Jamal, Salim, interpretado por Madhur Mittal en Slumdog Millionaire (2008, Danny Boyle).

4. El jefe
Es similar al anterior y al siguiente, pero con sutiles diferencias. En este caso suele tener un matiz cómico, pero que en ocasiones fallece. El Agente Coulson, interpretado por Clark Gregg en Los Vengadores (2012, Josh Whedon) y Thor, Iron Man, etc que, si no se lo carga Loki y Nick Furia llega a empapar sus estampitas de toda la vida del Capi en la sangre del propio Agente de S.H.I.E.L.D. el grupito de superhéroes marvelianos no hubiera despegado de ese súper portaviones. Este tipo de personaje tiene un plus si es negro, y ya si está a punto de jubilarse

 Agent-Coulson-dying

5. Maestro del protagonista
Parecido a los otros dos anteriores pero en este caso o bien es de algún país europeo altamente exótico para los norteamericanos (dueños del cine, no nos engañemos), o bien tiene algún ideal o promesa que le hace comportarse de ese modo. El (segundo) gran barbudo de la literatura y cine, Albus Dumbledore, interpretado por Richard Harris y Michael Gambon en las películas deHarry Potter, corresponde a este tipo. Resulta, casi siempre, más dramático que en los otros dos casos anteriores, incluido el padre, porque suele ser  el único personaje con el que el protagonista ha tenido una conexión verdadera y profunda. Bueno, excluyendo a la chica, pero el tipo de conexión en ese caso es bien diferente.

Albusdumble

6. El de las frases lapidarias
Ese tipo de personaje secundario, amigo del prota o de algún otro, que no hace más que decir frases majestuosas y que hace alarde de su inteligencia a cada paso que da. Es el que le suele dar título a la película con algunas palabras inteligentes y sabias que nos llegan adentro. El personaje de Syrio Forel en Juego de Tronos, por ejemplo, con sus frases, interpretado por Miltos Yerolemou.

886df801ce8c0e8c7b6b0730dd027

7. La chica golfilla de la peli de miedo
Parece muy específico pero no lo es tanto. De hecho, es tan general que se nos ocurren miles de ejemplos, cualquier chica de Un San Valentín de muerte, Un San Valentín Sangriento o Scream, como Tatum, el personaje de la golfilla de la peli interpretada por Rose McGowan. Tiene un plus si decide enrollarse con el quarterback del equipo en plena persecución.

Scream-Still_002

8. El que dice “vamos a morir todos”
De nuevo un personaje de una película de miedo, es decir, que tiene un extra de peligrosidad y posibilidad de ser asesinado. Si además es negro y decide masturbarse con la casa sola mientras acecha el asesino, como en Viernes 13 (2009, Marcus Nispel) debería ir firmando el testamento sobre la marcha.

viernes132009-la-guarida-de-kovack

9. El policía  joven con mujer embarazada
Junto con el jefe de policía que tiene que ser o negro o mujer, tiende al riesgo en la profesión. La mujer no suele morir pero sí ser secuestrada, el jefe negro suele ser un personaje cómico, pero el que espera un niño… oh pobre de él, sobre todo si es el primero. Es en esos casos en los que la pobre mujer las pasa putas en el funeral del marido caído en una persecución mientras el asesino, va al funeral para sentirse mejor. En C.S.I. Las Vegas sucede así con el personaje al que el pobre el Capitán Brass dispara, y la pobre mujer encima tiene que atenderle.

10. Actual marido de la ex mujer del protagonista
De todos, el de mayor probabilidad de muerte. A ese personaje, desde el momento en que aparece preparando el desayuno junto a su futura esposa, casualmente ex mujer del protagonista, con quien ha tenido al menos un hijo, y a quien le dedican planos largos cuando le ve aparecer por la ventana, ese espécimen ha de morir. No el de la mujer, que acaba aceptando que sigue enamorada de su ex marido, adicto al trabajo, por cierto, u obsesionado con una idea absurda.  Tiene un plus si el personaje, además, es militar, rico o dentista, cosas que , en el cine, suelen caer mal. El Gordon Silberman interpretado por Thomas McCarthy en 2012 (2009, Roland Emmerich) es el mejor exponente de este tipo.

Una cosa es segura, casi siempre las mujeres estamos a salvo en las películas.  Algo bueno tenía que tener.

Deja un comentario